Info Cantabria

El Museo de la Naturaleza de Carrejo presenta el sábado “Maldita Historia”, obra enmarcada en “Mujeres y Cultura”

8343 visitas

Compartir noticia en:

 

Santander – 16.09.2021

El Museo de la Naturaleza de Carrejo, en Cabezón de la Sal, acoge el sábado 18 septiembre a las 12 horas el proyecto ‘Maldita historia’, una experiencia artística integrada por imágenes, palabras, obras plásticas e ilustración que recorrerán las distintas salas.

Esta propuesta, que se enmarca en la tercera edición de ‘Mujeres y Cultura’, impulsada por la Vicepresidencia y Consejería de Universidades, Igualdad, Cultura y Deporte, se estructura a través de la complicidad del trabajo de tres mujeres de orígenes distintos: la ciencia, con Marta Sainz de la Maza, directora del Museo de la Naturaleza; la ilustración, con Vanesa Amutio, artista y docente; y la literatura, con Ana García Negrete, poeta.

La fotografía también tendrá su espacio de la mano de la artista performer, Tamara García, premio de artes plásticas 2020 junto a Arancha Goyeneche, que propondrá una experiencia participativa en torno a la figura de Anna Atkins (1799-1871), que aunó biología y fotografía en sus cianotipos.

Esta actividad, de acceso gratuito mediante inscripción en el teléfono 942701808 hasta completar el aforo, arranca a las 12 horas con la presentación del proyecto. A continuación, se proyectará el documental ‘Ciencia, mujeres y miedo’, en el que Marta Sainz de la Maza dará a conocer a Lynn Margulis, quien a través de sus investigaciones puso a la comunidad científica ante el mayor avance conceptual en la teoría de la evolución desde Darwin. Si bien su teoría, publicada en 1967, fue fieramente denostada, quedó confirmada en 2015. Marta Blasco, directora del Centro Nacional de Investigaciones Oncológicas (CNIO), será otra de las científicas que figura en el documental.

La propuesta literaria se desarrollará con la experiencia ‘Una mujer dentro de otra’. En ella, la poeta y profesora de Lengua y Literatura, Raquel Serdio, acercará la figura y obra de la joven poeta madrileña Marta Sotomayor, aproximando su trabajo a través de la acción ‘Un tocar con las manos cada verso’. Por su parte, la también poeta y profesora de Lengua y Literatura, Charo Gorosteguí, reivindicará a la poeta y escritora zaragozana, Ana María Navales, a partir del texto original creado para esta cita ‘Toda señala’.

En lo que respecta a las ilustraciones, que permanecerán expuestas en los soportales del Museo, se integran por tres trabajos que hablarán de la ciencia, la literatura y la ilustración, con la creatividad como eje común de cada una de las disciplinas.

Cada imagen será creada por las ilustradoras contemporáneas, Sara Morante, Laura Sua y Jennifer Conde, que aportarán su lectura personal de las mujeres científicas, escritoras e ilustradoras.

Dentro de esta propuesta, y bajo el título ‘Detrás de la ilustración’, Elena Ibáñez mostrará desde el principio al final el proceso creativo que se esconde detrás de una ilustración. También está prevista la instalación audiovisual ‘Siempre hemos estado aquí’ compuesta por unas 200 ilustraciones para visualizar el trabajo de algunas de las mujeres ilustradoras de nuestro entorno.

Finalmente, la artista Tamara García propone la performance colectiva ‘Cuidado’, en un contexto de celebración y homenaje a las mujeres que trabajan, viven y hacen ciencia, literatura, poesía, ilustración y artes plásticas y visuales. Esta performance se realizará en memoria de la botánica Anna Atkins, reconocida en el siglo XXI como la primera persona en realizar un libro de fotografía, mérito que hasta ahora había sido atribuido a un hombre.

El proyecto de ‘Mujeres y cultura’ se dirige a dar visibilidad a las creadoras y artistas, desde aquellas que vivieron en otras épocas históricas hasta las más actuales.

En esta tercera edición de ‘Mujeres y cultura’, entre el 27 de mayo y hasta el 27 de octubre, la Dirección General de Acción Cultural ha programado 11 propuestas de acceso gratuito, que se desarrollarán en nueve espacios de la región, con el fin de descentralizar la programación cultural y crear una oferta abierta y extensiva.