Info Cantabria

Unos 3.000 negativos de Manuel Bustamante son donados al CDIS

32960 visitas

Compartir noticia en:

El fotógrafo cántabro Eduardo Rivas se hizo con ellos en un mercadillo y ha querido que sean conservados por el CDIS

El concejal de Cultura del Ayuntamiento de Santander, Javier Ceruti, ha mostrado su satisfacción por las nuevas donaciones que se van a incorporar a los fondos que gestiona y conserva el Centro de Documentación y la Imagen de Santander (CDIS). “En los últimos años, ha habido un incremento en el número de donaciones que desde el año 2018 hasta ahora se acercan a la veintena. Entre ellas, fotografías históricas de aficionados y de fotógrafos profesionales”.

Según subraya Ceruti, los donantes de estas imágenes no se circunscriben a la ciudad o a la región “como ejemplo podemos citar las tres últimas propuestas, cuyos donantes residen en Alicante, Madrid y Santander. Se trata de las colecciones Benito Palacios y Antonio Roncal y el fondo Manuel Bustamante”. De este último se trata en concreto de una parte del archivo fotográfico de este conocido fotógrafo de prensa cántabro, que ha llegado al CDIS de la mano de otro profesional de la fotografía, Eduardo Rivas. “Nos ha propuesto la donación de un gran número de negativos de 35mm en blanco y negro (unos tres mil) que adquirió en un mercadillo”. Tras descubrir que eran del fotógrafo de prensa recientemente fallecido, Manuel Bustamente, pensó que el mejor lugar para conservar y difundir su figura era esta institución. En estos negativos se narra en imágenes, una parte de la historia de Cantabria durante los años 1965 a 1990 aproximadamente.

Por otro lado, la Colección Benito Palacios recoge unas setenta y cinco imágenes, retratos principalmente, de fotógrafos destacados de Cantabria como Pablo Hojas Bedoya, Claudio, Los Italianos, Linacero, o Viuda De Ortega. La mayoría pertenecen a la familia  Palacios-Bravo, principalmente a Ciriaco Palacios, jefe de estación en Cantabria a finales XIX y principios del siglo XX. Destaca entre todas las imágenes, el retrato de dos miembros de la familia delante de su panteón en Ciriego. Se trata de una iconografía inusual entre la fotografía histórica. “En este caso la propuesta de  donación de esta colección es del bisnieto de Ciriaco Palacios, residente en Alicante y que consideró que donde mejor podían conservar la memoria de su familia cántabra era en el CDIS”.

Finalmente, la tercera de las donaciones es la colección de la familia de Reinosa Moral Roncal. Está compuesta por cien imágenes entre postales y fotografías que datan entre 1902 y 1975. Pertenecían al veterinario de Reinosa Adolfo Roncal y su esposa Rosaura Arce. Son en su mayoría fotografías y postales de dicha localidad, algunas de ellas, realizadas por el fotógrafo pictorialista Julio García de la Puente. Como curiosidad familiar, el donante (afincado en Madrid) comenta que su abuela, Rosaura Arce, fue la modelo de muchas de las postales que García de la Puente editó, como la titulada “Peñas Arriba. En la portillera”.

 

El Centro de Documentación de la Imagen de Santander (CDIS), del Ayuntamiento de Santander, es la única institución especializada en la gestión de patrimonio fotográfico histórico que existe en Cantabria. Nació en el 2002 con el objetivo de recuperar, conservar y difundir el patrimonio fotográfico histórico de propiedad municipal.

Conserva más de 200.000 imágenes, cuyo ingreso en el centro se realiza, en gran medida, a través de donaciones de particulares que confían al Ayuntamiento de Santander sus materiales para la adecuada custodia, favoreciendo que el patrimonio fotográfico histórico se conserve, se encuentre a disposición de todos los santanderinos, así como para la investigación en la historia de Santander y Cantabria y en la historia de la fotografía en general.

Para ello, el CDIS cuenta con un equipo de técnicos especialistas en el tratamiento de fondos y colecciones fotográficas, que acometen la limpieza, identificación de procedimientos fotográficos, digitalización, preservación y descripción archivística de cada una de las imágenes. Es un proceso de trabajo lento y especializado pero que asegura las mejores condiciones para la preservación de las  fotografías.

Fuente: santander.es

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *